jueves, 13 de septiembre de 2007

Enseñanza

Hoy aprendí algo, mejor dicho recordé algo que ya había olvidado.

Quiero ser como los niños de siete años que se agarran a golpes, lloran, hacen berinche y luego de un rato están juntos como si nada hubiera pasado, como amigos.

¿Por qué los adultos no podemos ser así?

2 comentarios:

runnerfrog dijo...

Excelente pregunta para mantener en la mente hasta que algo cambie para bien en ella.

Edith Valdés dijo...

Una sola palabra: Rencor